pizzero.com.

pizzero.com.

\ Pizza sin gluten con crujientes de queso

\ Pizza sin gluten con crujientes de queso

¿Qué es la pizza sin gluten con crujientes de queso?

La pizza sin gluten con crujientes de queso es una de las variantes más populares de la pizza sin gluten. Esta pizza se prepara con una base de masa sin gluten y se cubre con los ingredientes clásicos de la pizza, como tomate, queso y verduras o carnes, y se le agrega crujientes de queso para darle un toque especial y crujiente. Es una opción ideal para las personas que sufren de intolerancia al gluten o celiaquía, ya que pueden disfrutar de la pizza sin preocuparse por los efectos negativos de este ingrediente en su organismo.

Ingredientes de la pizza sin gluten con crujientes de queso

Masa sin gluten

  • 350 gramos de harina sin gluten
  • 10 gramos de levadura
  • 25 gramos de aceite de oliva
  • 200 ml de agua tibia
  • 1 cucharadita de sal

Cobertura

  • 200 gramos de tomate triturado
  • 100 gramos de queso mozzarella
  • 100 gramos de champiñones
  • 50 gramos de cebolla
  • 50 gramos de pimiento verde
  • 50 gramos de jamón serrano
  • 50 gramos de aceitunas negras
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto
  • Queso rallado (para los crujientes)

Preparación

Masa sin gluten

Para preparar la masa, mezcla la harina sin gluten con la levadura y la sal en un bol grande. Agrega el aceite de oliva y el agua tibia poco a poco mientras mezclas la masa. Amasa la masa durante unos 10 minutos o hasta que esté suave y flexible.

Coloca la masa en un bol engrasado con aceite de oliva y tápalo con un paño de cocina. Deja que la masa repose en un lugar cálido durante una hora, hasta que doble su tamaño.

Mientras tanto, precalienta el horno a 180 grados centígrados y engrasa una bandeja de horno para pizza con aceite de oliva.

Una vez que la masa haya levado, colócala en la bandeja de pizza y extiéndela con las manos para darle la forma deseada.

Cobertura

Precalienta una sartén a fuego medio. Agrega el aceite de oliva y la cebolla picada. Sofríe la cebolla durante unos minutos hasta que esté dorada. Agrega los champiñones y el jamón serrano y cocina durante otros 5 minutos.

Extiende el tomate triturado sobre la masa de pizza y agrega la mezcla de cebolla, champiñones y jamón serrano. Cubre la pizza con la mozzarella rallada, las aceitunas y el pimiento verde cortado en rodajas.

Para los crujientes de queso, extiende una fina capa de queso rallado en una bandeja de horno y hornea durante unos minutos, hasta que se doren y estén crujientes.

Coloca los crujientes de queso sobre la pizza y lleva la bandeja al horno. Hornea la pizza durante unos 20 minutos, o hasta que la masa esté dorada y crujiente. Retira la pizza del horno y deja que se enfríe antes de servir.

Conclusión

La pizza sin gluten con crujientes de queso es una opción deliciosa y saludable para aquellas personas que deben evitar el gluten en su alimentación. Con esta receta, podrás disfrutar de una pizza casera llena de sabor y con una textura crujiente gracias a los crujientes de queso. Anímate a probarla en casa y sorprende a tus invitados con uno de los platos más populares de la cocina italiana.