El queso feta agrega un toque mediterráneo a tu pizza

Introducción

La pizza es un plato que nos encanta en todo el mundo. Aunque los ingredientes pueden variar mucho según el país o región donde se prepare, la base siempre es la misma: una masa de harina, agua y levadura, con una capa de salsa y los ingredientes que más nos gusten. Hoy queremos contarte cómo puedes darle un toque mediterráneo a tu pizza, añadiendo queso feta.

¿Qué es el queso feta?

El queso feta es originario de Grecia y se elabora con leche de oveja o de cabra. Tiene una textura blanda y un sabor fuerte y salado, que lo hace perfecto para añadir a ensaladas, aperitivos y, por supuesto, a la pizza.

Beneficios del queso feta

El queso feta es una excelente fuente de proteínas y calcio, por lo que es perfecto para incluir en una dieta equilibrada. Además, al ser bajo en grasa, es una opción saludable para añadir a tus platos favoritos.

Cómo preparar una pizza con queso feta

Para preparar una pizza con queso feta, primero debes extender la masa y poner una capa de salsa de tomate. Después, añade los ingredientes que más te gusten: puede ser pollo, cebolla, aceitunas negras, champiñones... y, por supuesto, el queso feta.

Receta de pizza con queso feta y vegetales

  • Ingredientes:
    • 1 bola de masa de pizza
    • 1 taza de salsa de tomate
    • 1 taza de espinacas frescas
    • 1 taza de champiñones
    • 1 taza de pimiento rojo en tiras
    • 1/2 taza de queso feta desmenuzado
    • 1 cucharada de aceite de oliva
    • Sal y pimienta al gusto
  • Preparación:
    1. Precalentar el horno a 220°C.
    2. Estirar la masa de pizza y ponerla en una bandeja de horno.
    3. Cubrir la masa con la salsa de tomate.
    4. Añadir las espinacas, los champiñones y el pimiento rojo.
    5. Añadir el queso feta desmenuzado.
    6. Añadir sal y pimienta al gusto.
    7. Regar con aceite de oliva.
    8. Hornear durante 15-20 minutos o hasta que la masa esté dorada.

Otras opciones con queso feta

Si eres fanático del queso feta y quieres probar otras opciones de pizza, puedes añadirlo a una pizza con tomates cherry, aceitunas negras y albahaca, o a una pizza con pollo, cebolla roja y piñones. También puedes probar una pizza con queso feta, berenjenas y pimiento rojo asado.

Conclusión

El queso feta es un ingrediente delicioso y saludable que puede darle a tu pizza un toque mediterráneo. Si aún no lo has probado, te animamos a que lo hagas en tu próxima preparación. ¡No te arrepentirás!